Bienestar

Consejos para prepararte para el parto

Daniela Vega

Escrito por:

Daniela Vega

Reviewed By

Subido el:

29/11/2023

Actualizado el:

1/2/2024

Reading Time

Table of contents toggle

Ha llegado la hora esperada y temida, luego de 40 semanas -es decir 280 días aproximadamente- el bebé está por nacer: una experiencia única que te marcará de por vida. Los consejos para prepararte para el parto son necesarios. Esta vivencia, aunque puede ser difícil, se podrá considerar también como la más gratificante.

Partiendo del hecho de considerar la maternidad como un regalo, la manera como decidas vivir esta etapa, el disfrutar de todo el embarazo a pesar de ciertas molestias que se puedan suscitar, te ayudarán para el día esperado del nacimiento.

Los consejos para prepararte para el parto se deben mirar desde todas las perspectivas, tanto en la comprensión de los cambios físicos, y emocionales, la organización y las recomendaciones prácticas. Aceptar los consejos con discreción ya que muchas veces vienen de todas las fuentes ocasionando confusión sobre todo si es el primer parto, razón por la cual se deben escoger a un profesional de confianza con quien se podrá despejar muchas de las dudas e inquietudes.

Se darán muchos cambios en el último trimestre, que podrían provocar algunas molestias:

  • Aumento de peso
  • Dificultad para respirar, dolor de espalda, orinar con más frecuencia por la presión sobre la vejiga.
  • Problemas para dormir por no encontrar una posición adecuada.
  • Mayor cansancio.  
  • Acidez estomacal, hinchazón de pies, tobillos, o hemorroides. 
  • Contracciones de trabajo de parto falsas, que a diferencia con las verdaderas que son irregulares no crecerán en frecuencia ni tampoco se harán más intensas.

Desde el momento en que sabemos que hay una nueva vida dentro del vientre materno, comenzará la preparación para el parto.

Consejos para prepararte antes del parto

  • Acudir puntualmente a los chequeos médicos. Es importante el peso, la tensión arterial. También es posible que midan el tamaño y la forma del útero, empezando en la semana 22 de embarazo, para saber si el feto está creciendo y se está desarrollando con normalidad. Se realizarán exámenes de sangre y de orina, ecografías, y en las últimas semanas, monitoreo fetal.
  • Mantenerse en forma. Caminar, nadar, clases de yoga o Pilates favorecerán la elasticidad y aumentan la energía, evitarán la hinchazón de pies y tobillos, el dolor de espalda o el insomnio. En caso de no poder realizar estas actividades, caminar durante 30 minutos al día mejorará la circulación. 
  • Asistir a clases para la preparación del parto. En la medida de lo posible es adecuado que tanto papá como mamá acudan a las clases, estarán mejor preparados, conocerán los diferentes cambios a lo largo del embarazo, y sabrán que sucederá durante el parto.
  • Mantener una alimentación equilibrada. Cuidar el peso durante el embarazo con un aumento leve de calorías que pueden ser suplidas agregando una porción de lácteos o frutas.

Consejos para prepararse para el parto desde el área emocional 

Es de suma importancia la preparación para el parto desde el área emocional, tomando en cuenta que en el momento preciso puede llevar al límite tus fuerzas físicas y emocionales.

  1. Acompañamiento. A lo largo de todo el embarazo la mamá requiere de un ambiente de tranquilidad, comprensión, y acompañamiento. Cuando se acerca el parto, es necesaria más que nunca, la compañía y el apoyo de las personas cercanas, ya sea el padre del bebé, la madre, o una amiga o familiar, quien, con masajes, palabras de ánimo, cariño y cercanía, te sostendrán emocionalmente.
  1. Diálogos internos positivos. En la mente se dan una serie de conversaciones con nosotras mismas, la forma como nos hablamos tiene que ser de manera positiva, con respeto y cariño hacia una misma.
  2. Con la ilusión en mente de tener pronto al bebe en brazos, conocerlo personalmente, luego de haberlo imaginado y soñado durante nueve meses, debemos considerar como algo natural hablarnos palabras positivas, “ yo si lo voy a poder hacer “, hay muchas mujeres que lo han logrado “, me he preparado y mi cuerpo está listo”.
  3. Los diálogos internos positivos, los abrazos de los seres queridos, un ambiente de tranquilidad, nos ayudarán a producir la oxitocina que es la hormona “ del amor” que ha sido liberada en pequeñas cantidades durante el embarazo para que el útero esté listo para las contracciones, y que es la hormona que se segregará durante el parto.
  4. Tener un buen libro a mano, música relajante, tu computadora portátil o tu teléfono, puede hacer que las horas no se hagan tan largas, ya que algunas mamás sobre todo primerizas pueden estar muchas horas de parto, por lo que puede ayudarte poner la mente en otro lado y no estar pensando con angustia en que todo va más lento que lo que habías imaginado.
  5. Masajes en el vientre. Luego de una ducha relajante sería conveniente realizarse un masaje suave como una caricia, en el vientre. El masaje libera endorfinas, sustancias químicas para sentirse bien, además fortalece el vínculo de unión con el bebé.
  6. Establecer un vínculo emocional con el bebé. Este estrecho vínculo este madre e hijo que persistirá a lo largo de la vida, te motivará a superar estos momentos. Fortalecer esa unión es tan importante como seguir los consejos médicos de preparación para el parto. Hablarle con cariño y ternura, contarle cuentos, integrarle a la dinámica familiar, hará que también el padre se sienta partícipe en esta vivencia única

“A un hijo lo llevas en tu vientre durante nueve meses, en tus brazos durante tres años y en tu corazón durante el resto de tu vida” -Mary Mason Lyon-.

{{cta('4184544b-d766-499a-9ebe-20fe8c564869')}}

References

Más Post de Bienestar